¿Por qué la hipoteca de tipo fijo está teniendo mayor demanda que la de tipo variable?

¿Por qué la hipoteca de tipo fijo está teniendo mayor demanda que la de tipo variable?

Es posible que haya llegado a tus oídos el dato que habla del gran crecimiento de las hipotecas a tipo fijo en nuestro país. De hecho, actualmente casi la mitad de las hipotecas que se firman en la actualidad corresponden a esta modalidad. Así, en marzo se logró un nuevo récord, pues el 41,9 % de las hipotecas firmadas se inscriben en esta categoría. Sin embargo, hace tan solo unos una década para ver estos préstamos prácticamente había que ponerse un lupa, pues se situaban en el 3 %. Es obvio que algo ha cambiado sustancialmente entre las entidades financieras. Vamos a abordar en este artículo algunas de las razones que están decantando a los clientes hacia la firma de esta clase de hipotecas.

¿En qué consiste exactamente una hipoteca a tipo fijo?

Según explican en Coinc, “se trata de un préstamo hipotecario, con un plazo mínimo de 10 años y un máximo de hasta 30 años en el caso de COINC, en el que el tipo y la cuota, no varían a lo largo de toda la vida del préstamo”.

Su principal cometido, añaden desde esta web, es asegurarse de que el pago mensual se mantenga constante con independencia de que suban o bajen los intereses del mercado.

La aprobación de nuevas leyes

Lo cierto es que la entrada en vigor de la nueva ley de crédito hipotecario, que entremos en pleno funcionamiento a partir del 16 de junio, es la responsable de esta bonanza en esta clase de hipotecas. No en vano, gracias a esta ley se promueve el cambio en las hipotecas de tipo variable a fijo. De hecho, con la nueva normativa es posible convertir tipos variables en fijos abonando una una baja penalización. Por lo tanto, se busca incentivar este tipo de contratos hipotecarios.

También es cierto que crisis en la que vió inmersa España terminó en el embargo de muchas viviendas precisamente porque el Euribor no cesaba de subir y, con él, las cuotas hipotecarias de los propietarios. Por eso muchos ven con muy buenos ojos la contratación de una hipoteca el importe de cuyas mensualidades no cambia en momento alguno. Las entidades financieras son conscientes de ello y con este argumento convencen a muchos: “Con la Hipoteca Fija BBVA tienes la posibilidad de pagar la misma cuota todos los meses, sin subidas, sin sorpresas. Siempre sabrás cuánto vas a pagar, y podrás planificar y organizarte como prefieras”, podemos leer al respecto en la web oficial de la entidad financiera.

Adicae advierte del riesgo de contratar estas hipotecas fijas

No obstante, la Asociación de Usuarios de Bancos Cajas y Seguros (Adicae) ya ha puesto el grito en el cielo. Al respecto denuncia que las entidades están jugando con la confusión que ocasionan los tipos variables. Muchos de ellos no entienden cómo es posible que con el euribor en negativo las hipotecas a tipo variable sigan subiendo, actualmente por encima del 3,11%.

Según aseguran desde este organismo, contratar una hipoteca a tipo fijo supone hasta un 50 % más de cuota mensual

“Las entidades financieras tratan de vender créditos fijos en estos últimos tiempos, pero la asociación denuncia que su coste es muy superior, y probablemente lo siga siendo durante bastante tiempo. Además, las comisiones que se exigen por diversos servicios u opciones rozan la abusividad”, exponen en el apartado de noticias del organismo en cuestión.

Las bazas de los bancos

Adicae afirma que una de las bazas empleadas por los bancos para convencer a los clientes será el blindaje frente a subidas del Euribor. Lo cierto es que todos tememos a los incrementos de este índice que en cualquier momento puede ponerse por las nubes. ADICAE asegura que que hoy en día “las hipotecas fijas no suponen ninguna ventaja para los consumidores”.

“En la sucursal nos dirán que nos blindaremos ante las futuras subidas del Euribor. Es cierto, pero nadie sabe cómo va a evolucionar ese índice durante la vida del producto. De hecho, en un contexto de recesión como el actual, es difícil que la Unión Europea eleve los tipos de interés sin que medie una recuperación económica duradera, algo que no parece probable ni a corto ni a medio plazo”, declaran.

¿Qué hacer entonces? ¿Cuáles son las hipotecas más convenientes?

En cualquier caso, los expertos reconocen que no todos los casos son iguales. Por lo tanto, convendría valorar cada uno de ellos particularmente para poder valorar si una hipoteca a tipo fijo es más conveniente que una variable.

Quizás te interese saber que existe una tercera hipoteca en discordia. Las hipotecas a tipo mixto que han surgido en los últimos años. Su funcionamiento es muy sencillo:

  • Los primeros 10, 15 o 20 años de vida del préstamo, la hipoteca tendrá un interés fijo

  • A partir de esa fecha, se convierte en una hipoteca a tipo variable basada en el Euribor más un diferencial.

En suma, a pesar de que las hipotecas a tipo fijo están de plena tendencia, debemos sopesar bien lo que nos ofrecen.